9

LA PUNTUALIDAD

El valor de la puntualidad es la disciplina de estar a tiempo para cumplir nuestras obligaciones: una cita, una reunión de amigos, una reunión en el trabajo, un trabajo pendiente por entregar.

El valor de la puntualidad es necesario para dotar a nuestra personalidad de carácter, orden y eficacia, pues al vivir este valor en plenitud estamos en condiciones de realizar más actividades, desempeñar mejor nuestro trabajo, ser merecedores de confianza.

La falta de puntualidad habla por sí misma, de ahí se deduce con facilidad la escasa o nula organización de nuestro tiempo, de planificación de nuestras actividades, y por supuesto de una agenda, pero, ¿qué hay detrás de todo esto?

Muchas veces la impuntualidad nace del interés que despierta en nosotros una actividad, por ejemplo, es más atractivo para un joven charlar con los amigos que llegar a tiempo a las clases; para otros es preferible hacer una larga sobremesa y retrasar la llegada a la oficina. El resultado de vivir de acuerdo a nuestros gustos, es la pérdida de formalidad en nuestro actuar y poco a poco se reafirma el vicio de llegar tarde.

En este mismo sentido podríamos añadir la importancia que tiene para nosotros un evento, si tenemos una entrevista para solicitar empleo, la reunión para cerrar un negocio o la cita con el médico, hacemos lo imposible para estar a tiempo; pero si es el amigo de siempre, la reunión donde se tratarán temas que creemos saber o nos interesan poco, o las personas –según nosotros- representan poca importancia, hacemos lo posible por no estar a tiempo, ¿qué mas da...?

Para ser puntual primeramente debemos ser conscientes que toda persona, evento, reunión, actividad o cita tiene un grado particular de importancia. Nuestra palabra debería ser el sinónimo de garantía para contar con nuestra presencia en el momento preciso y necesario.

Lo más grave de todo esto, es encontrar a personas que sienten “distinguirse” por su impuntualidad, llegar tarde es una forma de llamar la atención, ¿falta de seguridad y de carácter? Por otra parte algunos lo han dicho: “si quieren, que me esperen”, “para qué llegar a tiempo, si...”, “no pasa nada...”, “es lo mismo siempre”. Estas y otras actitudes son el reflejo del poco respeto, ya no digamos aprecio, que sentimos por las personas, su tiempo y sus actividades

Para la persona impuntual los pretextos y justificaciones están agotados, nadie cree en ellos, ¿no es tiempo de hacer algo para cambiar esta actitud? Por el contrario, cada vez que alguien se retrasa de forma extraordinaria, llama la atención y es sujeto de toda credibilidad por su responsabilidad, constancia y sinceridad, pues seguramente algún contratiempo importante ocurrió...

Vivir el valor de la puntualidad es una forma de hacerle a los demás la vida más agradable, mejora nuestro orden y nos convierte en personas digna de confianza.

9 comentarios:

Creo que la falta de puntualidad es una manía más.

Saludos.

Alex

Alex, tal vez si sea una manía más. Pero las manías debieran de afectar solo al que las tiene.
Para mi la impuntualidad es una seria falta de respeto para el que espera. Yo no la soporto, tal vez sea otra manía más que me puede.
Besos

Inma

Estoy deacuerdo contigo Inma. No soporto la impuntualidad pero nada. Me cabrea mucho quedar con alguien y que no llegue a la hora. Es una falta de respeto, consideración hacia la otra persona, pasotismo o no sé cómo llamarlo. Y para colmo estoy saliendo con un chico que es impuntual lo cual me cabrea un montón y no lo puedo evitar; llevamos 2 meses y por esto me llevo un mal rato. Quedo con él sobre las 17 h. por ej. en mi casa y me llama a las 17:20 h. que tiene que parar en su piso a coger algo y calculo 40 min. mas o menos pero que va!, se entretiene a hacer cosas y llega como el otro día a las 18:15 h. y yo cabreada. Le dije que si no quería quedar conmigo que me lo diría. Que como yo estoy en casa que da igual, que no sabe porqué le exijo una hora para quedar _hombre porque me tengo que arreglar..._. No sé a mí esta situación me puede. Y otro día que quedamos para ir de barbacoa igual. Esta vez te hablo de 1 hora.
Se pone a hacer cosas e igual piensa que no le va a llevar tiempo y sí.
Y piensa que lo intento controlar, no sé. Que él es así me dice.
Es muy majo chaval y tiene mogollón de detalles pero en esto... y luego en lo del móvil no sé cómo calificarlo. Si le llama un amigo lo mismo le coje el teléfono como que no _estando yo delante_, le llamo yo y muchas veces nada _que igual le tiene cargando en otra habitación etc._, muchas veces se le queda por ahí y si no es por eso es por lo otro. Rara vez que le llamo doy con él.
¿Qué opinas?.

Patricia

ha mi parecer la puntualidad es una forma de ver como nos vamos formando y preparándonos para la vida

katia

Katia, a mi también me parece. De todas formas yo no soporto la impuntualidad. Cuando es una reunión de varias personas me parece una falta de respeto muy grande.

Inma

Casualmente el dia de hoy me paso algo con respecto a este tema pues por ello pare aqui, hoy esperaba a mi novia la espere una hora y media no es la primera vez, estaba tan molesto. cuando llego no supe que hacer, a pesar de que me alegra verla no podia sonreir solo sentia una gran molestia no le dije nada pero creo que mi cara lo decia todo, estoy de acuerdo con que es una falta de respeto jugar con el tiempo de los demas. ando pensando muy seriamente dejarla pues creo que jamas soportare la impuntualidad nunca la he soportado no se porque. mis amigos me dicen que porque me exalto tanto por eso pero no se si es que estoy errando yo o ellos, supongo que es muy importante para mi una chica puntual.

Nathan

Nathan, los problemas se arreglan hablando. Está claro de que es una grave falta de respeto. Tienes que hecer saber tu desazón y tu enfado y comentar que no estás dispuesto a aguantarlo, luego..."El que avisa no es traidor"...

Saludos

Igtorres Inma

soy impuntual , y lo unico ke kiero es romper con ello , yo kiero comprometerme conmigo misma a organizar mi tiempo y llegar con anticipacion para cumplir con mis obligaciones .

Anónimo

Buenas tardes:
Mirando si la impuntualidad es una enfermedad he encontrado esto... Necesit contaros que soy imputual por nauraleza. Soy incapaz de llegar puntual a ningún sitio,y esto me está causando graves problemas de trabajo, amigos, pareja etc pero soy absolutamente incapaz. Es más, odio llegar tarde, no me gusta que los demás me esperen, estoy acostumbrada a que no me esperen y a las malas caras cuando llego, me siento fatal por hacer esperar a la gente, llego a las citas super nerviosa y siempre mintiendo poniendo excusas!! Hasta más de un susto porque voy conduciendo a grandes velocidades para llegar antes, el caso es que si tengo una cena, aunq tenga toda la tarde para alrreglarme, siempre me surge "algo" que me entretiene y si hemos quedado a las 21,30 empiezo a ducharme a las 21,00 y evidentemente llego una hora tarde, o a trabajar, todos los días 5 minutos tarde, da igual que mi jefe me amenace con echarme, no puedo llegar a la hora aunque me levante con tiempo de sobra!! Tenéis que entender que algunos impuntuales tnemos un serio problema que nos encantaría solucionar pero no sabemos como.Jamás he llegado, y repito, jamás puntual a ningún sitio. Imaginaos la de problemas que he podido tener, ni exámenes de universidad, ni prácticas, ni trabajo, ni médicos, ni entrevistas de trabajo... simpre mil excusas, imagino que debo tener muchos otras aptitudes por las cuales aun tengo trabajo... Gracias

Anónimo

Publicar un comentario en la entrada

Haga su comentario.
Bienvenid@ al BLOG DE INMA.
Gracias por comentar!
email: igtorres53@gmail.com

 
Ir arriba